Detrás del boom de las cripto hay una ideología de cambio social

Detrás del boom de las cripto hay una ideología de cambio social

18 de agosto de 2022

Los anuncios de blockchain, NFT y criptomonedas como Bitcoin parecen estar por todas partes. Las criptotecnologías se promocionan como un sustituto de los bancos, una nueva forma de comprar arte, la próxima gran oportunidad de inversión y una parte esencial del metaverso.

Para muchos, estas tecnologías son confusas o arriesgadas. Pero los entusiastas las promueven con ardor.

Te puede interesar: ¿Qué es el metaverso y por qué cambiará las reglas del juego?



Detrás del bombo y platillo hay una ideología sobre el cambio social: Los entusiastas más acérrimos argumentan que las criptomonedas harán que la gente confíe en la tecnología en lugar de en el gobierno, al que consideran intrínsecamente indigno de confianza. Esta ideología lleva a la gente a alentar su uso al tiempo que resta importancia a sus riesgos.

Los verdaderos creyentes

Hemos estudiado por casi tres meses las discusiones en los foros de Reddit sobre criptodivisas para tratar de entender cómo habla la gente sobre las criptomonedas y el Bitcoin. Las voces más fuertes en el foro eran un grupo de entusiastas de las criptomonedas que se autodenominaban «True Bitcoiners«.

A diferencia de los entusiastas de la tecnología o de los criptocomerciantes, los «verdaderos bitcoiners» no hablaban de tecnología, ni de su propio uso de las criptomonedas. En su lugar, hablaban de confianza y corrupción.

Estos entusiastas de las criptomonedas suelen citar ejemplos de lo que consideran corrupción gubernamental y corporativa. Reconocen que la sociedad depende de que los gobiernos y las empresas establezcan y hagan cumplir las normas, y se quejan de que la gente esté atrapada en estas instituciones «corruptas». La corrupción, dicen, es un defecto inevitable de la humanidad y lleva a intentar controlar y maltratar a los demás.

Los entusiastas ven en el Bitcoin, la cadena de bloques y otras tecnologías criptográficas una alternativa a la corrupción. Argumentan que estas nuevas tecnologías son «sin confianza» y no dependen de las instituciones. Se pueden comprar y vender cosas con bitcoin sin necesidad de acudir a un banco o utilizar dinero en efectivo emitido por el gobierno.

<
Blockchain, la tecnología en la que se basan las criptodivisas, mantiene registros de propiedad y transacciones sin necesidad de confiar en nadie ni en ninguna institución.

Estas dos creencias -que los gobiernos son corruptos y que las criptomonedas evitan esa corrupción- son comunes entre los criptoaficionados que estudiamos. Pero los entusiastas van un paso más allá. Buscan el cambio. Quieren cambiar quién tiene el poder y quién no.

Sostienen que el cripto es la forma en que se producirá ese cambio. Para los entusiastas del cripto, el uso del cripto no es sólo una forma de comprar y vender cosas. Al utilizar las tecnologías criptográficas, argumentan, la sociedad será menos dependiente de los gobiernos y las empresas. Es decir, usar el cripto -y conseguir que la mayor cantidad de gente posible lo use- es una forma de cambiar el mundo y quitarle poder a los gobiernos.

Impulsar una ideología

Estas creencias sobre quién debe y no debe tener poder en la sociedad encarnan una ideología. Una parte importante de la ideología criptográfica es que este cambio no puede producirse a menos que la gente utilice el cripto. La tecnología y la ideología están unidas.

Para muchos de estos entusiastas, recomendar cripto a otras personas no es sólo una recomendación tecnológica. Para ellos, comprar y vender cripto es una forma de activismo político y social. Sostienen que la compra de cripto eliminará la corrupción y cambiará la sociedad para que confíe en la tecnología en lugar de en el gobierno.

Esta ideología es una versión más extrema del tecnolibertarianismo, que busca sustituir el gobierno por la tecnología. Al igual que los tecnoliberales, los verdaderos bitcoiners quieren que la tecnología controle la sociedad. Pero se centran en el control financiero y económico más que en las libertades civiles. Y como la promoción de las criptomonedas forma parte de esta ideología, a menudo se ha comparado a las criptomonedas con una religión.

Peligros del cripto

Un aspecto importante de cualquier ideología es la forma en que enfatiza algunos peligros y resta importancia a otros. Los verdaderos bitcoiners hacen hincapié en los problemas de la corrupción gubernamental. Pero restan importancia a los riesgos financieros de las criptomonedas.

El precio del Bitcoin fluctúa mucho y mucha gente ha perdido dinero comprando cripto. Los monederos de criptomonedas son difíciles de entender y utilizar, y las transacciones fraudulentas son difíciles de revertir.

Los entusiastas de las criptomonedas suelen restar importancia a los riesgos de la tecnología para las personas y la sociedad. También desestiman el valioso papel que desempeñan los gobiernos y las empresas en la protección del dinero de las personas, proporcionando un seguro para las cuentas bancarias y devolviendo el dinero que ha sido robado.

La creencia en la capacidad de las criptomonedas para crear un cambio social también es exagerada. Las tecnologías criptográficas no eliminan necesariamente las corporaciones ni evitan el control gubernamental. Existen blockchains privadas y corporativas y muchas regulaciones gubernamentales sobre las criptodivisas. En nuestra opinión, el simple uso de la tecnología no conduce necesariamente al cambio social que buscan estos entusiastas.


😃 Puntúa este contenido con unas sonrisas:

Promedio de puntos 5 / 5. Recuento de votos: 3

Comparte con otros: